Ryan Fox ha firmado su segunda victoria de la temporada en el DP World Tour, después de completar una última tarjeta de 68 golpes en el Old Course at St Andrews que le ha permitido ganar el Alfred Dunhill Links Championship.

El neozelandés había comenzado la final a cuatro golpes del inglés Richard Mansell, pero recuperó terreno con cuatro birdies (y un bogey) en los primeros nueve, mientras Mansell firmaba ocho pares y un doble bogey para despedirse definitivamente del primer puesto. Tres birdies más en los segundos nueve (y un bogey en el 13) le llevaron al tee del 17 con dos golpes de ventaja. Firmó un nuevo bogey, contra el par de sus rivales más cercanos, pero el par del 18 le permitió acabar con 15 bajo par y soportar el birdie de sus cuatro perseguidores más firmes: el inglés Callum Shinkwin y el sueco Alex Noren, que acabaron a un golpe, y el francés Antoine Rozner y el norirlandés Rory McIlroy que compartieron la cuarta plaza con -13.

Adri Arnaus, con -7, compartió el vigesimosegundo puesto final, con tres vueltas bajo 70 pero lamentando el 80 con que acabó el segundo día. Alejandro Cañizares sumó un golpe más después de firmar una última tarjeta de 71 golpes.


Jesús Ruiz Golf